Buzón / Contacto Pantalla completa  A  A+
Quiénes somos Servicios Tutoriales CURSO online de Análisis Técnico Libros y manuales ¡Regístrate!
  MERCADOS     BLOG       MACRO     FUNDAMENTALES    TÉCNICO     SENTIMIENTO   
  Macro EEUU
  Macro ZONA EURO
  Macro ESPAÑA
  Macro FRANCIA
HOME Blog: Lo último
  Por Categorías:
MERCADOS ECONOMÍA FILOSOFÍA
VALOR y PRECIO: Ratios y datos de EMPRESAS
Sentimiento en la ECONOMÍA
Sentimiento en los MERCADOS
El BOSQUE: Amplitud y Ciclos de mercado global
Los ARBOLES: Timing y señales en valores concretos
Análisis y Estudios
CURSO DE OPCIONES ONLINE CON NIKO GARNIER, del 24 de mayo al 2 de junio
6 clases de 2h (total 12h), vídeos descargables y soporte 6 meses para preguntas.
Descubre el enorme potencial de esta herramienta, ¡y empieza a explotarla ya!
Registro   -   Recup. datos
Uso diario →   GT Charts Estacionalidad Hoy     Bitácora Cartera     Calcu Opciones
Menu ±
Estás aquí » ESTRATEGIAS CARTERA / INFORMES / OBJETIVOS y estilo de gestión

OBJETIVOS y estilo de gestión.

Añadir a Favoritos
Favorito

Objetivos, normas, funcionamiento y enfoque de la cartera virtual

La cartera virtual es hiper-conservadora. Porque con nuestro dinero no se puede ser más que hiper conservador, lo cual no está reñido con rentabilidades significativamente más altas que la media, en el largo plazo. Paradójicamente, siendo defensivo y muy cauteloso es como se gana dinero a largo plazo. Warren Buffet bien lo sabe, y toda la filosofía Value es un ejemplo de cautela máxima, descartando las numerosas trampas y peligros del camino para centrarse en un puñado de valores que cumplan sus requisitos. El propio principio de margen de seguridad (para comprar valores que estén infravalorados en al menos un 40%), es un canto a la prudencia.

En definitiva, ser conservador no significa renunciar a la rentabilidad. Cuando se desea algo con mucha fuerza, se corre el riesgo de no estar lúcido y sereno para conseguirlo. Paradójicamente, cuando se está tranquilo y equilibrado, es cuando más posibilidades tenemos de conseguirlo. Así que no perseguimos la rentabilidad, no pensamos en ello, porque nuestro foco es el RIESGO. Y a partir de ahí, esperamos que la rentabilidad llegará.

Parafraseando a Warren Buffet, mi primer y objetivo principal es "no cometer grandes errores". Por paradójico que parezca, las grandes rentabilidades se obtienen focalizándose en los riesgos y en los errores, más que en las oportunidades (que al final siempre llegan). Es decir, en vez de pensar e imaginar que mis operaciones salen bien, imagino que salen mal y pienso si aún así la haría.

Cuando miro los principios de la filosofía value y lo que dicen los grandes gurús, me sorprendo enormemente de ver que los fundamentos de su éxito son aplicables igualmente a mi filosofía de inversión, y de hecho no son exclusivos de las personas que miran balances y negocios. Son principios genéricos, extrapolables a cualquier método de inversión. Por eso me gusta, y refuerza mi metodología, haciéndome más consciente de sus puntos fuertes y débiles, empujándome a focalizarme en mi ventaja competitiva. Como decía Ken Fisher, "descubre lo que tú sabes y los demás no". Personalmente no pretendo llegar tan lejos, pero sí considero que uno debe preguntarse siempre "por qué mi idea funcionaría frente a otras, por qué nadie lo habría aprovechado hasta ahora, por qué existe esa supuesta oportunidad que yo podría haber visto y el mercado no". Es decir, comprender a qué juego, dónde está mi ventaja, por qué es posible que funcione y por qué tiene sentido. Sin grandes teorías ni descubrimientos de genio, al contrario, manteniendo la mayor simplicidad posible (otro punto en común con la filosofía value), y usando el sentido común.

Mi ventaja y mi valor añadido no viene por el lado de saber cosas especiales que los demás no saben, sino por una combinación original y valiosa de conocimientos de áreas diversas, sobre una base "filosófica", es decir, conceptual.

Un Benchmark es necesario, pero si el mercado cae un año un 40%, no me servirá de consuelo haber perdido sólo un 35%.

Me compararé con el mercado porque es lo que hay. Pero considero que el objetivo de un gestor es conservar el capital primero. Aunque a largo plazo gane, perder un 40% del capital no me parece justificable a priori. Eso es una volatilidad extrema, y uno debe mantener esa volatilidad en niveles psicológicamente asumibles.

Se puede decir que soy un "outsider", es decir, "fuera del sistema", aunque eso es una exageración. Salvo que te hagas ermitaño y seas autosuficiente, estás dentro del sistema. Los "anti-sistema" son realidad actores de primera plana...

A lo que voy es que el benchmark clásico es para los que están dentro del sistema al 100%, que no es mi caso. Si la bolsa sube un 30% y mi cartera un 5%, es que no he sabido aprovecharlo y no lo he hecho bien. Pero insisto: cuando uno mueve su dinero, lo que les pase a los demás no es tan importante: si en el año 1999 ó 2007 todos ganaban, es porque se dirigían al precipicio, y el éxito en esos años era saber verlo para evitar la gran desgracia que se venía encima. Con esa óptica debe gestionarse el propio capital. Mi sensación de haberlo hecho bien ó mal se mide respecto a mí mismo. Haber dejado pasar oportunidades que según mis conocimientos y visión del mundo debería haber aprovechado, ó no haber medido bien el riesgo y protegido la cartera, son ejemplos de "estar por debajo de mi propio benchmark". Obviamente, a largo plazo, mi valía como gestor respecto a otros dependerá de obtener más rentabilidad y menos volatilidad.

Construir una cartera desde cero: de menos a más .
La primera fase debe ser progresiva, construyendo posiciones según nuestro escenario de mercado y el entorno, y según vayan evolucionando esas posiciones. Nunca voy a tener prisa. Un primer principio básico de gestión (y de vida) consiste en ir acelerando si vemos que todo va bien, y echar el freno si vemos que nos estamos equivocando (e intentar averiguar y comprender por qué estamos fallando). En bolsa como en la vida, hay rachas, y hay que saber gestionarlas.

El objetivo en la fase inicial de cualquier persona que empieza a invertir, que construye una cartera, es ir acumulando un colchón, con un riesgo bajo. Ser agresivo y asumir riesgos en una fase inicial es como empezar a construir la casa por el tejado. Los cimientos de una cartera se construyen poco a poco, y la fase especulativa viene más adelante. Eso deben tenerlo en cuenta todos los recién llegados, para tomar de la cartera la parte más sólida y conservadora, y dejar para más adelante la parte más especulativa.


ENFOQUE Y FUNCIONAMIENTO DE LA CARTERA VIRTUAL

Cartera Virtual sobre la que aplicar una gestión multi-estrategia, multi-caps (valores grandes, medios y pequeños), tanto alcista como bajista (cortos), y con la posibilidad de usar apalancamiento. Dependiendo de las condiciones del mercado, se ponderan más o menos las siguientes estrategias:

- Growth - Tendencias: valores de crecimiento (a nivel empresarial) y tendencias alcistas (a nivel de gráficos).
- Value & Timing: sobre una base de valores de calidad, se aplican filtros de timing (entre otros).
- Trading: el objetivo es sacar partido de "Pautas excelentes" cuya definición y detección es uno de los Valores Añadidos de mi operativa y estilo de inversión.
- Opciones: tanto especulativamente como a nivel de cobertura, son una herramienta imprescindible cuya importancia es vital.
- Varios: OPAs (ya sea valores opados con posibilidad de mejora, ó valores "opablese"), Pares (pairs trading) etc..

Los movimientos se envían con tiempo, colocándose al cierre (para la sesión siguiente) y eventualmente con precisiones intradía, y además incluye comisiones, de forma que los resultados sean reales y totalmente transparentes.

Las opciones son un importante pilar de la cartera. Aportan un valor añadido que puede ser decisivo en determinados momentos.

Estructura y composición de la cartera.

La base de la cartera: value y crecimiento.

La base es un stock picking con timing, donde combino empresas 'growth' (crecimiento) y 'value', dependiendo del tipo de mercado en el que nos encontremos y del escenario y expectativas globales. También presto atención a criterios sectoriales, ya sea dentro del growth ó del value, en función de cómo interprete lo que está sucediendo. Lo IDEAL es tener posiciones de fondo, a medio y largo plazo, y no tocarlas. Ganar dinero siendo inactivo, es la situación ideal, pero depende de las condiciones del mercado (y nuestro análisis).

Growth negativo: posiciones bajistas (cortos) en determinadas empresas / sectores.

Sería un sub-apartado de lo anterior: si las 'growth' son empresas de crecimiento, y por tanto tendencias alcistas, las 'negative growth' son en realidad tendencias bajistas. Hay que tener cuidado porque por definición la bolsa sube a largo plazo, y la mayor parte del tiempo las tendencias son alcistas. Pero en tiempos de crisis aguda, las tendencias bajistas pueden ser muy lucrativas, considerando que además las caídas son más rápidas que las subidas. Por eso, cuando detectamos una tendencia bajista sólida y con posibilidades de continuar, se puede aprovechar. Y formará parte de la cartera, compensando así otras posiciones alcistas, y reduciendo la exposición neta de la cartera al riesgo sistémico.

Complementos muy importantes .

Sobre esa base de empresas growth + value, añadimos complementos, ordenados de mayor a menor importancia:
1- Cobertura y/ó especulación con Opciones, puede suponer hasta un 100% de la cartera si en un momento dado se diseña una cobertura total. Esto podría constituir una cartera ó un método de especulación en sí mismo. Le dedico un apartado especial.
2- Trading puntual en base a mis "Pautas Excelentes". No hay ninguna obligación de operar. Depende del mercado, y buscamos pautas con alta probabilidad de éxito, siendo muy exigentes en ellas. Puede haber fases de actividad más intensa, casi diaria, y otras de estar totalmente parado, incluso durante meses, si las condiciones del mercado así lo aconsejan.
3- Otras Estrategias: OPAs y Pairs Trading (Estrategias de pares ó de valor relativo), de forma esporádica y puntual. No vamos detrás de estas estrategias con gran energía, pero si surgen, miramos si pueden ser interesantes.

En base a lo anterior, se deduce que podemos usar un cierto grado de apalancamiento en la cartera, aunque no es el objetivo inicial. Además, algunas posiciones alcistas y bajistas se compensarán unas y otras, dejando una exposición neta inferior al 100% aunque estemos invertidos por encima.

Funcionamiento.

Los movimientos se envían por e-mail a los suscriptores y se publican en la web cada día al cierre, colocando órdenes para la sesión siguiente.

Cada día se actualiza una tabla con las operaciones abiertas, y las operaciones cerradas. También se actualiza la rentabilidad total acumulada.

Nota: se incluye una comisión del 0,1% en cada operación de compra-venta, lo cual completa la máxima transparencia y realismo en la gestión virtual de esta cartera.

Inicio de operaciones: 8 de enero de 2013.